sábado, 20 de julio de 2019

TARTA DE QUESO CON GALLETA OREO

HOLA 😊 ¿qué tal?, hace mucho que no me paso por aquí para dejaros una receta.
Pero con esta estoy segura de que me perdonareis tantos meses de ausencia.

Realmente está espectacular, es fácil y rápida de hacer y no necesita horno.... algo realmente importante con las temperaturas que tenemos actualmente. 

Esta es con galletas Oreo, bueno, marca blanca la verdad,  pero también puedes hacer la base con galletas maría (últimamente se ven mucho por los super unas galletas caramelizadas que se llaman Lotus con las que creo que tiene que salir una base deliciosa). Por encima la puedes decorar con mermelada del sabor que más te guste o incluso con fruta fresca. Ponle imaginación y, ¡hazla a tu gusto!

Me encantaría que me contaras qué tal te sale.

Bueno, no me enrollo más, ahí va la receta.







 TARTA DE QUESO CON GALLETA OREO

-24 galletas tipo Oreo
-75 gr de mantequilla
-300 gr de queso tipo Philadelphia
-2 yogures griegos sin azúcar
-100 ml de leche
-100 gr de azúcar (6 cucharadas)
-4 hojas de gelatina (con esta cantidad se queda una textura bailona, como de flan, pero sin parecer una gelatina, aunque le puedes añadir una hoja más o quitársela si te gusta más cremosa)
- molde de 20 centimetros


Ponemos la gelatina a hidratar en agua fría.

Ponemos la leche a hervir, retiramos del fuego y añadimos el azúcar, movemos hasta que esté bien disuelto, añadimos la gelatina hidratada y reservamos.


                                         Separamos la crema de las galletas y reservamos.


Trituramos las galletas, separamos tres cucharadas para la parte de arriba de la tarta y el resto lo mezclamos con la mantequilla previamente derretida.

Forramos el fondo del molde con la mezcla anterior y dejamos enfriar en el frigorífico o congelador.

Con la batidora mezclamos el queso, los yogures, la leche con el azúcar y la gelatina y el relleno de las galletas. Cuando esté todo bien mezclado lo volcamos sobre la base de galleta.

Dejamos enfriar como mínimo 6  horas en el frigorífico, se puede acelerar metiéndola en el congelador.

Sacamos del molde y decoramos con la galleta que tenemos apartada... ¡Y a disfrutarlo!


Así lo hago yo. Dime cómo lo haces tú.
















miércoles, 12 de abril de 2017

ALCACHOFAS CON PATATAS Y JAMON

Es curioso como nos cambian los gustos, después de haber odiado las alcachofas durante cuarenta años ahora son de mis verduras favoritas.
Este guiso es una auténtica delicia, si quieres puedes cambiar el jamón por chorizo o bacón o bacalao o mejillones o... Y en lugar de patatas le puedes poner macarrones o cualquier otra pasta corta, en ese caso tendrás que pochar las alcachofas con la cebolla unos minutos más, después añadir la pasta y la misma cantidad de caldo que de pasta si quieres que se quede seco y si lo quieres caldoso un poco más de caldo.
El caldo que he usado es de jamón, lo preparo poniendo unos huesos de jamón (cinco o seis) y una oreja o manita de cerdo (esto de la al caldo una gelatina ideal para usarlo para hacer velouté que es como una bechamel sustituyendo la leche por caldo y se usa para salsas o croquetas...) una hora en olla exprés o unas cuatro horas en olla normal, a veces también le pongo algo de verdura como un puerro o zanahoria. Por supuesto pon el caldo que más te guste, de pollo, verdura, pescado...
 
 Bueno en resumen hazlo como más te guste.
 
 ALCACHOFAS CON PATATAS Y JAMON
 
 
 
-12 alcachofas, dos o tres por persona
-4 patatas pequeñas o dos medianas por persona
-1 cebolla
-dos o tres dientes de ajo
-1/2 vaso de vino blanco
-1'5 L. de caldo de jamón
-un limón
-aceite de oliva
-sal y pimenta
Limpiamos las alcachofas y cortamos los corazones en cuatro trozos, si no sabes como limpiar las alcachofas pincha en cualquiera de estas recetas y verás como se hace. Risotto de alcachofas, Quiche de alcachofas y bacón, Crema de alcachofas si quieres ahorrarte el paso de limpiarlas la puedes comprar congelada que es como yo la uso cuando no está en temporada.
 
 
Pelamos y picamos la cebolla y el ajo y ponemos a pochar con un buen chorro de aceite de oliva y un poco de sal hasta que esté transparente.
Mientras pelamos las patatas y las cascamos, esto es empezar un corte con el cuchillo y terminar rompiendo la patata para que al guisarla suelte mejor la fécula y espese el caldo y nos quede un guiso estupendo.
Añadimos las patatas a la cebolla y rehogamos durante unos minutos y seguido añadimos las alcachofas rehogándolas también un par de minutos.
Añadimos el zumo de limón y el jamón serrano y rehogamos bien hasta que el limón evapore un poco y pierda la acidez
Añadimos el vino y volvemos a dejar evaporar para que pierda el alcohol
Ahora añadimos el caldo hasta cubrir la patatas, cuando rompa a hervir lo bajamos a fuego medio y dejamos unos 20 minutos que es lo que tarda la patata en estar en su punto.
 
Y listo para servir, buen provecho.





Así lo hago yo. Dime como lo haces tú.

martes, 14 de marzo de 2017

BOCADITOS DE MORCILLA DE BURGOS CON ALIOLI DE MANZANA Y CRUJIENTE DE ARROZ SALVAJE

 
 
 
 BOCADITOS DE MORCILLA DE BURGOS CON ALIOLI DE MANZANA Y CRUJIENTE DE ARROZ SALVAJE
 
 
Ingredientes:
 
Bocaditos
-Morcilla Ríos de cebolla
-125 ml de agua
-50 gr de mantequilla
-100 gr de harina
-un pellizco de sal
-1/2 cucharadita de levadura
-2 huevos L
-50 gr de queso curado cabra 
 
Alioli de manzana
-1 manzana pequeña
-1 huevo
-aceite girasol u oliva suave
-2 dientes de ajo
-unas gotitas de vinagre
-un pellizco de sal
 
Crujiente de arroz salvaje
-arroz salvaje
-aceite de oliva
-sal






Precalentamos el horno a 200º
Ponemos el agua a hervir junto con la mantequilla, en cuanto rompa el hervor retiramos del fuego y añadimos la harina, la levadura y un pellizco de sal de golpe y removemos bien hasta que se separe de las paredes del cazo y se forme una bola.

 
 Añadimos el queso rallado y mezclamos bien hasta que se incorpore totalmente y dejamos que se enfríe un poco la masa unos cinco minutos.
 
Añadimos los huevos de uno en uno e integramos bien con la masa antes de añadir el otro huevo tiene que quedar una crema espesa que al dejar caer caiga en dos o tres veces.



Escudillamos sobre un papel de horno con una boquilla rizada o lisa dejando espacio suficiente entre ellos, también se puede hacer poniendo pequeños montoncitos con dos cucharas más o menos del tamaño de una nuez. Introducimos al horno a 200º unos 18 ó 20 minutos.

Envolvemos la manzana en papel de aluminio y la introducimos también en el horno tardará unos 30 minutos, también se puede hacer en microondas y si queremos un alioli muy suave asar también los dientes de ajo igual que la manzana. 

Para el crujiente de arroz ponemos a calentar abundante aceite de oliva y cuando esté muy caliente añadimos el arroz salvaje dentro de un colador de aluminio. Enseguida se hincharán los granos de arroz los retiramos y dejamos sobre una servilleta de papel para que absorba el exceso de aceite, salamos y reservamos.


Para el alioli de manzana, le quitamos la piel y las semillas a la manzana y ponemos en un vaso de batidora con el ajo, el huevo, un pellizco de sal y unas gotas de vinagre, batimos para mezclar todos los ingredientes y vamos añadiendo poco a poco el aceite en un hilo fino moviendo levemente la batidora de arriba a abajo hasta conseguir ligar el alioli y seguimos añadiendo aceite hasta obtener el espesor deseado.


 En una sartén calentamos la morcilla lo justo para deshacerla y obtener un relleno.

 Rellenamos los bocaditos con la morcilla y decoramos con el alioli de manzana y el crujiente de arroz y listo. Un bocado divino, buen provecho.